Corporación para el Desarrollo Sostenible del Sur de la Amazonia

republica colombia
  • Instagram
  • facebook
  • twitter
  • correo
  • youtube
  • pqr

bosques

ocad2

  • Plan_derrames_hidrocarburos_sustancias_nocivas
  • aprovechamiento_forestal
  • concesion_de_aguas_subterraneas
  • concesion_de_aguas_superficiales
  • permiso_de_vertimiento
  • permiso_emision_atmosferica_fuentes_fijas
  • salvoconducto_movilizacion_especimenes

Riesgo ambiental en la Amazonia por la presencia de Achatina fulica Bowdich en Puerto Asís

caracol-giganteCorpoamazonia advierte sobre la presencia, en el área urbana de la ciudad de Puerto Asís (Putumayo), del Caracol Gigante Africano, Achatina fulica Bowdich (1822), una especie de caracol terrestre de gran tamaño, considerada como una especie exótica invasora en Colombia, cuya presencia representa un riesgo ambiental y posiblemente zoonótico para la población colombiana.
 


A principios de este año en la ciudad de Puerto Asís, comerciantes de Caracoles y de productos derivados de estos animalitos llegaron con el propósito de vender Baba de Caracol y una vez que realizaron sus ventas, de acuerdo con información suministrada por la comunidad, liberaron estos animales a la altura del Barrio El Carmen en la Quebrada San Nicolás, que atraviesa la ciudad. Los animales que quedaron libres iniciaron un proceso de colonización de nuevos espacios; en el mes de julio, los caracoles se habían reproducido y ya se encuentran invadiendo áreas de los Barrios El Carmen, San Nicolás y Allende.

En Colombia, el Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial MAVDT, mediante la Resolución 0848 de 2008 y ratificado por la Resolución 0207 de 2010, certificó, que esta especie de caracol (Achatina fulica Bowdich), se encuentra en el listado de especies exóticas invasoras en el territorio nacional y por lo tanto su presencia prende las alarmas para que las autoridades ambientales y de salud tomen las medidas necesarias.

Ante esta situación, Corpoamazonia ha tomado medidas y ha reportado al Comité Nacional para la definición de Especies Exóticas Invasoras la presencia de la especie en el Sur de la Amazonia Colombiana, adicionalmente se ha informado al Consejo Nacional de Zoonosis de la presencia de este caracol puesto que, las invasiones biológicas suelen traer consigo riesgos para la salud pública que deben ser abordados para la protección de la población.

El 24 de septiembre, en el MAVDT se realizó un Taller para el Manejo y Control de A. fulica en el país, pues la posibilidad de estar a las puertas de una invasión biológica como la ocurrida con otras especies como la rana toro (Rana catesbeiana Shaw (1802)) o el caracol Hélix aspersa son prioridad para las autoridades ambientales.

Durante el taller se logró definir algunos lineamientos de trabajo y estrategias para el control de la especie en el territorio. Como resultado, Corpoamazonia ha iniciado una campaña para el control de la especie en la zona afectada y como medida preventiva para las demás poblaciones del sur de la Amazonia Colombiana. Por esta razón invita a la comunidad a vincularse a la campaña de Corpoamazonia para el manejo y control del Caracol Gigante Africano.

Información sobre la especie….

A. fulica es un gasterópodo que pertenece a una familia biológica de origen africano, originalmente habitaba los bosques secos tropicales de ese continente, ampliando su distribución hacia los bosques húmedos tropicales del mismo, y promovido por factores antropogénicos individuos de esta especie salieron de dicho continente con destino a otros lugares del globo con fines de cultivo para consumo humano.

Se han documentado invasiones biológicas de esta especie desde el siglo pasado en Oceanía, India, China, y en los últimos años ha sido reportada en países de América (Sur de Estados Unidos, México, Venezuela, Ecuador, Argentina, Brasil e Islas del Caribe).

¿Cómo reconocer a A. fulica Bowdich (1822)?

Presenta una concha grande y fuerte, larga y aguda, alcanza una longitud de 5 (juveniles) a 20cm (adultos), con 5 a 7 1/2 vueltas, la última vuelta contiene al animal y es tan larga o más larga que todas las (vueltas) pequeñas.

El periostraco es delgado, con bandas longitudinales alternas de color pardo, marrón, violeta y crema, beige, más claro hacia el ápice. La columela es corta y truncada en la parte inferior de la misma, característica diagnóstica de la familia.

Los animales son de cuerpo marrón oscuro y su piel es gomosa. Presenta dos pares de tentáculos en la cabeza: un par corto, y otro par largo con los ojos situados en el extremo.

La boca tiene mandíbula con unos 80.000 dientes, indicando un hábito alimenticio herbívoro, aunque son capaces de comer animales en descomposición. Los huevos son de esféricos a elipsoidales (4,5-5,5 mm de diámetro) y son de color amarillo a crema. 

Ecología de la especie.

Es capaz de sobrevivir en todos los climas, por eso se denomina una especie de amplia distribución, presenta mayor actividad nocturna y crepuscular. Es hermafrodita y, después de un sólo apareo, los dos animales preñados pueden producir varias tandas de huevos fértiles durante meses, entre 100 y 400 con un máximo de 1.200 posturas al año. Depositan sus huevos generalmente sobre hojarasca arbórea, los huevos eclosionan después de 8 a 21 días bajo condiciones tropicales.

A. fulica vive 5 a 6 años en promedio y son capaces de entrar en estado de estivación cuando existe la suficiente tensión ambiental y pueden sobrevivir por años en ese estado. La tendencia de los caracoles a sobrevivir en ese estado, obliga a que las medidas de control cuando se presenta una invasión biológica con esta especie sean muy exigentes.

Qué son las Invasiones biológicas?

Ocurren cuando organismos originarios de una región en particular, son introducidos premeditada o accidentalmente a nuevas áreas, generalmente distantes, en las que ellos se reproducen, se dispersan y persisten a expensas del medio.

La introducción de especies siempre se realiza en ambientes fuertemente modificados (entornos de pueblos y ciudades), como sistemas agrícolas, que contienen hábitats proclives a la introducción y establecimiento de especies invasoras.

Puesto que en estos nuevos ambientes no existen los predadores naturales de estas especies, entonces estas se comportan como especies oportunistas que alcanzan éxito en jardines, invernaderos, viveros y cultivos.

Posibles riesgos de salud publica asociados a la presencia de A. fulica.

A. fulica es vector de nemátodos del género Angiostrongylus normalmente presentes en los pulmones de ratas, los cuales ocasionan en el humano y animales silvestres meningoencefalitis eosinofílica o la ileocolitis eosinofílica, ambas confirmadas en nuestro continente.

La angiostrongilosis meningoencefálica por A. cantonensis, es una enfermedad que afecta el sistema nervioso central, y que se caracteriza por manifestar cefalea de inicio agudo, acompañada por al menos uno de los siguientes síntomas: trastornos visuales, fotofobia, rigidez de la nuca, cervicalgia, hiperestesias o parestesias, hipertensión intracraneana y pleocitosis, con o sin eosinofilia en el líquido cefalorraquideo, nauseas, vómitos, fiebre ligera o ausente y anormalidades de los nervios craneales.

La Angiostrongilosis abdominal es una enfermedad ocasionada por A. costaricensis, se caracteriza por trombosis en los vasos que irrigan el intestino y otros órganos abdominales, ocasionando apendicitis o la inflamación y en muchos casos la necrosis de dichos tejidos.

¿Cómo se puede ayudar?.

Si se encuentra con un animalito de esta especie en vida libre (jardines, plantaciones, patios, áreas de cultivo, borde de las quebradas, entre otros) avice a las autoridades!!! Antes de dar aviso a las autoridades asegúrese de que los animales que miro correspondan a la especie A. fulica Bowdich (1822), para ello, verifique que presente las características descritas arriba en este artículo.

Comuníquese con la oficina de Corpoamazonia más cercana, la Policía Ambiental o Unidades Ecológicas del Ejercito Nacional. Cuando acuda a las autoridades debe entregar la siguiente información:

  • El lugar exacto donde miró el/los animal (es), incluya la dirección del lugar o cómo llegar ahí.
  • Cuanto tiempo ha transcurrido desde que los observó hasta el momento en que da aviso a las autoridades.
  • Su información personal (nombre, identificación y número telefónico de contacto).


Las especies invasoras constituyen un riesgo para la salud de nuestro ambiente en especial para las especies silvestres nativas con quienes compiten por espacio, alimento y oportunidades para su reproducción.

La salud de nuestro ambiente es un compromiso de TODOS!!!!!

 

  • 01_contraloria
  • 02_procuraduria
  • 03_Contaduria
  • 04_Transparencia
  • 05_Luchacorrupcion
  • 06_Fiscalia
  • 07_portal
  • 08_asocars1
  • 09_gobierno_linea
  • 11_cnsc
  • 13_mavdt
  • 14_colombiq
  • 15_siac
  • 16